Elige el que más te guste entre los diferentes quesos curados que tenemos para ti. Cada uno, con características y sabor diferente.

Todos ellos han sido madurados durante al menos 6 meses y elaborados 100% con la leche de nuestras ovejas Manchegas. Cuentan con una consistencia agradable y un olor fascinante. Perfectos para acompañar las sobremesas con un buen vino, jamón, frutos secos…

La tradición sigue viva en cada uno de ellos, manteniendo los sabores de antaño, fabricados como se ha hecho siempre. Su textura es seca y su sabor imponente, siendo perfectos para maridar con un buen tinto.

Nuestro queso de “La Desica” ha sido curado durante 180 días y cuenta con la denominación de origen La-Mancha. Con el sabor tradicional del auténtico queso de nuestra tierra, es uno de nuestros productos más demandados.

En el caso del Gran Reserva, este ha sido guardado en Manteca durante 12 meses, dándole ese sabor suave y mantecoso característico de este tipo de quesos que llega incluso a tener una textura granulosa.

Si te gustan los sabores con personalidad, prueba el Rodanoble aromatizado al Romero.

Todos ellos han sido realizados con leche pasteurizada, sin embargo, el último en incorporarse a nuestro catálogo, Castillo de Robda, es un autentico queso artesano elaborado a mano de la forma tradicional, con leche cruda sin pasteurizar. Un sabor con carácter que no deja indiferente a nadie, recordando el sabor de los quesos que elaboraban nuestros antepasados.

Este tipo de queso, es el que ha sentado las raíces para que ahora todo el mundo reconozca el Queso Manchego Curado como uno de los mejores del mundo, sin el, no habríamos llegado hasta donde nos encontramos hoy en día.

Cerrar menú
×

Carrito